lunes, junio 30, 2008

Frances Farmer will have her revenge on Seattle

En los últimos años los medios de cotilleo (y otros que no son de cotilleo), dedican mucho espacio a las farras de las celebrities, sus problemas con la ley y sus idas y venidas de centros de desintoxicación. No olvidemos que este tipo de prensa lleva muchos años inventado. Durante los años 30 y 40, el Hollywood dorado era desentrañado por periodistas viperinos y paparazzi que se las sabían todas. Evidentemente, la propia industria de la ciudad alentaba esta relación prensa-farándula al considerarla beneficiosa para la promoción tanto de las películas como de las nuevas estrellas que aparecían como setas cada semana. Matrimonios concertados, fiestas salvajaes, vicios ocultos... todo esto está muy bien contado en los entretenidos (y fatal traducidos) libros de Kenneth Anger, las dos partes de Hollywood Babilonia.



Nacida en Seattle en 1913, Frances Farmer pronto destacó por su individualismo y sus ideas revolucionarias. En el instituto ganó un concurso con un ensayo en el que negaba la existencia de dios. Este ensayo, llamado God dies, le reportó la antipatía de casi todo el mundo y la simpatía de sectores comunistas de su ciudad. Estudió teatro en la Universidad de Washington. Ganó otro concurso de un periódico comunista y tuvo la oportunidad de viajar a Rusia. A la vuelta del viaje, el barco paró en Nueva York y Frances vio su oportunidad de huir de Seattle y probar suerte en Broadway como actriz. De ahí, como era habitual en la época, dio el salto a Hollywood con un contrato para la Paramount. Eran los años 30, y los estudios hacían contratos blindadísimos con los actores que duraban 7 años. Frances no encajaba demasiado allí, y su sentimiento de odio hacia Hollywood se fue incrementando a medida que iba haciendo más películas, ya que solo le ofrecían papeles sin sustancia para producciones comerciales. Ella estaba realmente interesada en el teatro y en el arte, pero en Hollywood las decisiones las tomaban los estudios, no los actores. Como ya pasara en Seattle durante su adolescencia, se granjeó fama de chica difícil y, harta de Hollywood, volvió al teatro a Nueva York. Recibió grandes críticas, pero una circunstancia ajena al arte (como le pasaría siempre) destruyó sus posibilidades de hacerse grande dónde más a gusto. La obra se iba a estrenar en Londres tras el éxito de Nueva York. La compañía era bastante humilde y la situación económica no era demasiado buena. Entonces apareció una actriz casada con un millonario que se ofreció a costear la producción londinense a cambio de interpretar el papel protagonista.



Abandonada en Nueva York, Frances volvió a Hollywood. En 1942 se divorció del actor Leif Erickson. Se dice que fue a partir de este momento cuando empezaron los problemas. El hecho de vivir en un lugar que odiaba, con un trabajo que no era lo que ella había pensado y ser el foco de atención de la prensa amarilla acabaron por destruir la delicada estabilidad mental de la actriz. El primer paso hacia la aniquilación de una de las figuras más interesantes de Hollywood sucedió en una carretera. Frances, borrachísima, conducía a toda pastilla. La policía la detuvo y ella, que tenía aversión extrema por las fuerzas de la ley y el orden, se pasó con el agente y fue detenida. Durante el juicio Frances se negó a colaborar y fue condenada a 180 días de libertad provisional. Tras el proceso, la actriz empezó una fase de autodestrucción con pastillas y alcohol que causó bastantes problemas al pequeño estudio para el que trabajaba por entonces, la Monogram. Un día apareció 4 horas tarde al rodaje, y tras un ataque de furia le dislocó la mandíbula a la peluquera de un puñetazo y salió hecha una loca del set. Se encerró en casa y un día más tarde apareció la policía para arrestarla, pues no había pasado a firmar la condicional por el juzgado. En la comisaria dijo que su profesión era "cocksucker" y que no tenía hogar, que era una vagabunda. Ya en el juicio, cuando el juez le preguntó si bebía, ella dijo, con su ironía mal entendida por el pacatismo de la época, que sí, que añadía alcohol a su café, a su leche y a su zumo de naranje, y que lo hacía para no morir de hambre. El juez ratificó los 180 días de prisión y ahí acabó todo.

A partir de entonces, su vida pasó a manos de su madre, una mujer autoritaria que quería que su hija fuera una estrella de Hollywood. Consiguió la tutoría de Frances tras declararla mentalemente incapaz y la actriz se tiró los siguientes años dando tumbos por instituciones mentales de California y Washington donde recibió todos los tratamientos típicos del momento: insulina, electroshock y parece, aunque no está demostrado, que finalmente le practicaron una lobotomía. A pesar de que su sueño era retirarse al campo y vivir una vida tranquila, su madre no estaba dispuesta a permitirlo, y cada vez que Frances se salía del plan, la mandaba otra vez al manicomio.



Cuando acabó la pesadilla de las instituciones mentales (que se prolongó unos 10 años, hasta mediados de los 50), Frances hizó una película de despedida y trabajó como secretaria y recepcionista en California hasta que se trasladó a Minneapolis para presentar en TV Frances Farmer presents, su último trabajo. Murió en 1970, injustamnete olvidada.

En 1982 Jessica Lange protagonizó un biopic, Frances, bastante serio y sin demasiado amarillismo, muy centrado en la personalidad de la actriz. Y en los últimos años los máximos defensores del recuerdo de la actriz fueron el matrimonio Cobain-Love: Courtney se casó con un vestido que había pertenecido a la actriz, Nirvana incluyeron una canción en In Utero llamada Frances Farmer will have her revenge on Seattle y llamaron a su hija Frances en honor a la actriz.



7 comentarios:

arriscado dijo...

qué loca!. No sabía yo eso de que Frances Bean fuera por esta tía.

Anónimo dijo...

What's up every one, here every person is sharing these kinds of familiarity, therefore it's good to read
this blog, and I used to pay a visit this weblog all the time.


Look into my web blog; france travel blogger

Anónimo dijo...

Hey very nice blog!

Stop by my homepage: wordpress.com

Anónimo dijo...

Hey there, I think your site might be having browser compatibility issues.
When I look at your blog site in Opera, it looks fine but when opening in Internet Explorer,
it has some overlapping. I just wanted to give you a quick heads up!

Other then that, great blog!

My page :: luxe vakantiehuisjes (grotevakantiehuizen.wordpress.com)

Anónimo dijo...

Amazing blog! Do you have any tips and hints for aspiring writers?
I'm hoping to start my own website soon but I'm a little lost on everything.

Would you advise starting with a free platform like Wordpress or go for a paid option?
There are so many options out there that I'm completely confused .. Any recommendations? Cheers!

my web blog; huis huren frankrijk

Anónimo dijo...

Hello, its fastidious paragraph about media print, we all be familiar with media is a fantastic source of facts.


my blog post :: vakantiehuisjes in frankrijk

Anónimo dijo...

I've been exploring for a little bit for any high quality articles or blog posts in this kind of space . Exploring in Yahoo I ultimately stumbled upon this web site. Studying this information So i'm glad
to exhibit that I have an incredibly good uncanny feeling
I found out just what I needed. I such a lot undoubtedly will make certain to do not
fail to remember this site and give it a glance on a constant basis.


Feel free to surf to my web-site; france travel brochures free